10 cosas que aprendimos sobre la Tierra desde el último Día de la Tierra

Nicole Fernandez
22 de Abril 2021, 11:18 horas.
10 cosas que aprendimos sobre la Tierra desde el último Día de la Tierra

El humo de los incendios forestales logró transformar el cielo en un naranja apocalíptico. Foto: Josh Edelson/AFP/Getty Images

Comparte en icono icono icono

El secreto de las heces cúbicas wombat, cómo los cielos se vuelven anaranjados y lo que una gota fría del océano podría significar para el clima.

La peor crisis de salud pública en un siglo ha puesto de cabeza nuestra comprensión del planeta y nuestro lugar en la frágil pero resistente red de vida que lo rodea. 

En medio de tanto dolor, pérdida e incertidumbre, la crisis de la biodiversidad avanzó durante el año pasado, convirtiéndose en un tema mucho más importante en el escenario mundial. La crisis climática también empeoró. Los incendios forestales ardieron. Los ecosistemas se volvieron aún más estropeados de lo que ya estaban. Al mismo tiempo, la marcada reducción de la actividad humana impulsada por la pandemia ha brindado a los científicos e investigadores la oportunidad de observar el mundo natural como nunca antes.

Conoce aquí, las 10 cosas más preocupantes, intrigantes y esperanzadoras que se aprendieron sobre nuestro planeta desde el último Día de la Tierra.

image

1. Vimos cuán rápido puede disminuir la contaminación acústica del océano y cuánto puede ayudar a la vida marina

La caída en la actividad humana que vino con la pandemia resultó en reducciones drásticas y voluntarias del sonido que abarcaron toda la gama submarina: desde una disminución en el ruido del transporte marítimo, la fuente predominante de contaminación acústica del océano provocada por el hombre, hasta una disminución en la recreación y el turismo. Todo cesó de repente.

"Existe una clara evidencia de que el ruido compromete la capacidad auditiva e induce cambios fisiológicos y de comportamiento en los animales marinos", se lee una evaluación de la investigación sobre contaminación acústica marina publicada en la revista Science en febrero.

Desde entonces, el ruido del océano provocado por el hombre ha vuelto a aumentar y ahora se ha estabilizado cerca de los niveles previos a la pandemia. Pero hubo silencio durante bastante tiempo en marzo, abril y mayo. De hecho, un equipo global de científicos estará estudiando “el año del silencioso océano”, en el contexto de sonidos oceánicos antes, durante y después de la pandemia

 

2. Un nuevo estudio encontró que es probable que el Amazonas esté calentando, no enfriando, el planeta

Debido a la actividad humana, es probable que el Amazonas contribuya al calentamiento global, no lo compense, como se esperaría. 

"Es más probable que el efecto biogeoquímico neto actual de la cuenca del Amazonas caliente la atmósfera", escribieron los investigadores en el artículo. 

 

3. Descubrimos un montón de nuevas especies

Si bien los humanos han dejado una huella en todos los rincones de la Tierra, solo hemos descubierto una pequeña fracción de las especies que la ocupan. De hecho, esa fracción podría ser menor al 1 por ciento. Por ejemplo: en enero, investigadores de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica dijeron que descubrieron una nueva especie de ballena barbada en el Golfo de México.

 

4. Tenemos una imagen mucho más clara de cuánta vida salvaje estamos perdiendo

En septiembre, el Fondo Mundial para la Naturaleza publicó un informe que muestra que las poblaciones mundiales de varios grupos importantes de animales, incluidos mamíferos y aves, han disminuido en casi un 70 por ciento en los últimos 50 años debido a la actividad humana. Varias especies también fueron declaradas extintas durante el último año.

Un informe separado, publicado en Nature este año, encontró que las poblaciones de tiburones y rayiformes del océano se han desplomado en más del 70 por ciento en aproximadamente el mismo período. Y se ha descubierto que un tercio de los peces de agua dulce están en riesgo de extinción.

 

5. La protección de plantas y animales depende de una próspera industria del ecoturismo

image

A medida que los viajes se detuvieron, también lo hicieron los ingresos del turismo de vida silvestre, poniendo en riesgo algunos esfuerzos de conservación de la vida silvestre.

Cuando cayó el turismo, "todo el mundo estaba batallando", dijo Gladys Kalema-Zikusoka, que trabaja para mantener vivos a los gorilas susceptibles al coronavirus en el Parque Nacional Impenetrable de Bwindi en Uganda. “La economía local sufrió y la caza furtiva aumentó”.

 

6. Investigadores descubrieron más pruebas de que un sistema clave de corrientes oceánicas se está debilitando

El océano se está calentando. Pero hay una excepción crítica. 

Justo debajo de Groenlandia hay una gran mancha de agua que se está enfriando. Y ese parche tiene a los científicos preocupados de que podríamos estar acercándonos a un punto de inflexión para el clima.

La mancha fría, dicen los científicos, indica que una red de corrientes que traen agua caliente al Atlántico Norte se está desacelerando y es probable que el derretimiento del hielo en Groenlandia sea el culpable. Esto da forma al clima en varios continentes, por lo que cualquier desaceleración importante tendrá consecuencias importantes que podrían incluir un aumento más rápido del nivel del mar en algunas regiones, huracanes más fuertes y otros cambios en el clima, por no hablar de los impactos en los ecosistemas marinos.

 

7. El asteroide que mató a los dinosaurios dio origen a la selva amazónica

Ya sabes, el asteroide masivo que golpeó la Tierra hace 66 millones de años, puede ser más conocido por llevar a la extinción a los dinosaurios no aviares, pero también transformó ecosistemas enteros. Incluso puede haber dado lugar a la selva amazónica, según un estudio publicado en Science a principios de este mes.

El hallazgo se basa en un análisis de unos 50,000 registros de polen fósil y 6,000 registros de hojas fósiles en Colombia antes y después de que el asteroide se estrellara en lo que hoy es la península de Yucatán en México.

“Si regresas al día anterior a la caída del meteorito, el bosque tendría un paraíso abierto con muchos helechos, muchas coníferas y dinosaurios”, dijo a New Scientist, el coautor del estudio Carlos Jaramillo del Instituto Smithsonian de Investigaciones Tropicales en Panamá.

Los datos revelan dos bosques muy diferentes. La idea aquí es que el impacto del asteroide de alguna manera desencadenó una serie de eventos que llevaron a la moderna selva amazónica.

 

8. Una revisión de más de 300 estudios mostró que la tasa de deforestación es menor en tierras indígenas

Históricamente, estos grupos han sido desarraigados de la tierra en nombre de la conservación de la vida silvestre. También hay mayor evidencia de que los bosques se comportan mejor cuando están gobernados por territorios indígenas y tribales.

Una revisión reciente de la ONU de más de 300 estudios encontró que los bosques dentro de territorios tribales en América Latina y el Caribe tienen tasas de deforestación significativamente más bajas donde los derechos sobre la tierra están formalmente reconocidos.

 

9. El humo de los incendios forestales puede convertir el cielo en un naranja apocalíptico

Para fines de año, casi 10,000 incendios habían quemado más de 4 millones de acres, un asombroso 4 por ciento de la tierra total de California, según el estado.

El cambio climático está haciendo que los incendios forestales sean más frecuentes y severos, y 2020 proporcionó evidencia más devastadora. El año pasado fue la peor temporada de incendios forestales registrada en California.

 

10. Científicos finalmente resolvieron el misterio de por qué los wombats hacen caca en cubos

image

Claro, puede que no te haya mantenido despierto por la noche, pero el misterio de la caca del wombat con la nariz descubierta desconcertó a los científicos durante décadas. ¿Por qué estos adorables y fornidos marsupiales, nativos de Australia y Tasmania, dejan heces con seis lados?

Un equipo de científicos descubrió que los intestinos de los wombat tienen regiones de diferente grosor y elasticidad que se contraen a diferentes velocidades: Las regiones más rígidas se contraen con relativa rapidez, mientras que las secciones más blandas se aprietan más lentamente, formando juntas una forma de cubo.

Pero todavía queda un poco de misterio: ¿Por qué su caca tiene esta forma? Algunos investigadores creen que se debe a que los wombats trepan por rocas y troncos, y la forma de cubo evita que las heces se deslicen. Esto es clave para los wombats porque usan montones de heces para comunicarse con otros wombats.

 

Vaya misterioso y extraordinario planeta en el que habitamos...

Te puede interesar