Creyeron rescatar un perro de un lago congelado; resultó ser un lobo

Redacción ABC
19 de Julio 2021, 12:11 horas.
Creyeron rescatar un perro de un lago congelado; resultó ser un lobo

El lobo se cayó a un lago congelado y fue rescatado por obreros en Estonia. Foto: Especial

Comparte en iconoiconoicono

El veterinario dijo que el lobo tenía solo un año más o menos, y que su presión arterial había bajado hasta los límites mínimos.

Estonia.-  Un animalito se encontraba  atrapado en un lago de Estonia tratando de luchar por su vida por lo que un grupo de obreros creyendo que era un perrito decidieron rescatarlo, sin embargo, se llevaron una gran sorpresa, ¡era un temible lobo!

Los hechos se registraron en la represa de la ciudad de Sindi, la cual es atravesada por el río Pärnu que desemboca en el golfo de Riga, zona donde en invierno la temperatura mínima puede ser menos de 20° centígrados.

Ahí se encontraba el animalito tratando de luchar por su vida por lo que los obreros no dudaron en ayudarlo y rompieron el hielo para poder sacarlo.

recuadro
El animalito se encontraba muy frío con los niveles de presión arterial muy bajos. Foto: Especial

Sin darse cuenta que se trataba de un lobo, los hombres envolvieron en una manta al animalito y lo llevaron hacia un veterinario.

Al llegar a la clínica el médico les informó que había llevado hacia él un lobo euroasiático.

Los trabajadores mencionaron que jamás pensaron que se tratara de un lobo porque se había portado muy bien.

recuadro
Al lobo se le tapo el hocico para evitar accidentes. Foto: Especial

"Tuvimos que llevarlo por la pendiente. Pesaba bastante. Durante el viaje en auto estaba tranquilo, dormía sobre mis piernas. Cuando quise estirarlas, levantó la cabeza por un momento", contó uno de los obreros.

El veterinario dijo que  el lobo tenía solo un año más o menos, y que su presión arterial había bajado hasta los límites mínimos, lo que explicaría su comportamiento dócil.

"Estamos muy felices por el resultado de la historia y deseamos agradecer a todos los participantes", dijo uno de los obreros.

El animalito una vez que recobró fuerza fue llevado a su hábitat natural y se le colocó un chip de rastreo.

Te puede interesar