Depresión lleva a jóvenes a intentos de suicidio

Uriel Vélez
04 de Febrero 2020, 09:00 horas.
Depresión lleva a jóvenes a intentos de suicidio

Foto: Especial

El rango más propenso para tendencias suicidas, según especialistas, es desde los 15 a los 29 años de edad

Monterrey.- A principios de enero, un menor de 14 años que tenía problemas familiares y vivía en casa de su abuela, quedó herido de gravedad tras arrojarse de un puente, en la colonia 13 de Mayo, en Guadalupe.

Seis días después, una adolescente de 15 años replicó esa acción, subió a un puente peatonal del Río Santa Catarina, cruzó el barandal y se arrojó de una altura de 10 metros, provocándose varias facturas, en San Pedro.

Un día antes, un estudiante de la Secundaria 49, quien sufría de depresión y estaba medicado, intentó arrojarse de una ventana del tercer piso de su escuela, pero un policía evitó que se lanzara.

El común denominador de estos tres casos que salieron a la luz pública en enero, es que los jóvenes están en el rango más propenso para tendencias suicidas, que según especialistas, que es desde los 15 a los 29 años.

Cuestionado por esta situación, el Secretario de Salud de Nuevo León, Manuel de la O Cavazos, refirió que en el estado una de cada cuatro personas padecerá alguna enfermedad mental, siendo las más frecuentes depresión y ansiedad.

Explicó que los jóvenes con tendencias suicidas presentan cambios de conducta como trastornos de sueño, de comportamiento, bajo rendimiento escolar y falta o exceso de apetito, los cuales deben ser detectados por los padres o tutores.

"Estas señales son síntomas de depresión por lo que inmediatamente hay que llevar al adolescente con un especialista que puede ser un psicólogo o psiquiatra", señaló De la O.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS) el suicidio es la tercera causa de muerte para los jóvenes de edades comprendidas entre los 15 y los 19 años.

En 2018, un tercio de los 317 suicidios cometidos en Nuevo León, fue de jóvenes que oscilaban entre los 15 y 19 años. El estado se colocó en quinto lugar nacional en el número de casos, durante ese periodo.

 

SOLEDAD, UN DETONANTE

Para la psicóloga Diana González Pulido, catedrática de la UDEM, la cercanía y confianza con la familia es un aspecto clave para que un joven que padece depresión o ansiedad, pueda recuperarse.

Un adolescente que sufre algún trastorno mental que se siente alejado de sus padres, su familia o sus amigos, es más propenso a desarrollar ideas suicidas.

"Sentirte solo y sin tener con quien hablar también es un factor de riesgo y desafortunadamente el estilo de crianza en la actualidad no está siendo muy equilibrado", indicó.

Contrario al mito de que las personas no comunican sus intenciones, explicó que el 90 por ciento de los jóvenes con problemas de depresión o ansiedad, dan señales a través de su conducta que revelan tendencias suicidas. 

La salud mental es parte esencial para la salud, por ello Gonzalez Pulido, recomienda ir con un psicólogo así como se acostumbra ir al médico a un chequeo general.

Sin embargo, entre muchos jóvenes hay un estigma de acudir con especialistas debido a que desde niños no se les enseña la labor que realizan, indicó la catedrática.