Congreso local destraba revocación de mandato

Integrantes de las Comisiones Unidas de Legislación y Puntos Constitucionales aprobaron la segunda vuelta de la reforma constitucional para la revocación de mandato.

Créditos: Archivo
Escrito en LOCAL el

MONTERREY.- Diputados integrantes de las Comisiones Unidas de Legislación y Puntos Constitucionales aprobaron ayer la segunda vuelta de la reforma constitucional para la revocación de mandato, que permanecía “congeladas” desde 2016.

El dictamen avalado por unanimidad de los legisladores, y que modifica los artículos 30, 36 y 43 de la Constitución del Estado, sólo contempla la revocación de mandato para la figura de Gobernador, excluyéndose en los casos de alcaldes y diputados.

Héctor García, presidente de la Comisión de Puntos Constitucionales, explicó que, de aprobarse este jueves en el pleno, la reforma comenzaría a aplicarse el 5 de octubre del 2025; es decir en los últimos dos años de la gestión del actual gobernador, Samuel García.

Samuel García. Sin embargo, la reforma también establece que sólo podrá solicitarse una vez durante los tres meses posteriores al término del tercer año de cada administración estatal, lo que complicaría que sea aplicada en el sexenio actual.

Otras noticias en Monterrey

Arman bloque en Congreso local para defender la paridad en NL

Con la ausencia de legisladoras del PAN y PRI, diputadas locales de Movimiento Ciudadano, Morena y Partido del Trabajo (PT), conformaron un bloque mediante el cual defenderán los avances logrados en materia de “Paridad Total”, y rechazaron el proyecto de dictamen que pretende dar reversa al terreno ganado por mujeres de Nuevo León.

ABC Noticias publicó este miércoles que la Comisión de Puntos Constitucionales prevé aprobar en primera vuelta una serie de reformas a la Constitución Local en materia de paridad, pero cuya redacción no garantiza la paridad transversal en las candidaturas a alcaldías, diputaciones y regidurías.

Al respecto la diputada local de Movimiento Ciudadano, Iraís Reyes, acusó que el Congreso del Estado pretende eliminar en “fast track” los derechos que las mujeres de Nuevo León han ganado en base a juicios, ante la omisión de los diputados locales, sobre todo de las bancadas del PRI y PAN.

“No hubo prisa para aprobar la reforma constitucional de paridad, no hubo prisa para aprobar la reforma electoral que nos rigiera en el proceso electoral, para eso no hubo prisa, y nos tuvimos que ir a juicio y tuvimos que ganar a golpe de sentencia lo que este legislativo se negó a darnos, y ahora en “fast track” quieren quitarnos por ley, lo que ganamos jurídicamente, y no vamos a dar un paso atrás en los derechos que ya conquistamos las mujeres”.


La medida ha encendido las alarmas en grupos y organizaciones de la sociedad civil que se prevé realicen protestas y manifestaciones este jueves, cuando la Comisión de Puntos Constitucionales someta a discusión este tema.

“Hay una gran preocupación no solamente de nosotras como legisladoras, de avanzar en esta reforma que se propone por los grupos mayoritarios serán un retroceso total a los cambios que hemos alcanzado y garantizar esta paridad que hemos alcanzado, que no ha sido una lucha fácil, y no podemos retroceder ni un centímetro hacia atrás”, señaló Sandra Pámanes.

“Lamentablemente partidos como el PRI y el PAN le apuestan a la judicialización de los procesos, y saben bien que es ahí donde encuentran una gran ventaja, pero esto tiene que acabar”, añadió.

La Coordinadora de la bancada de MORENA, Jessica Martínez, señaló que esta reforma que pretenden aprobar las bancadas mayoritarias de PAN y PRI incluso representan un retroceso para los grupos LGBTTI y con discapacidad, pues reduce la representatividad de estos grupos y abre la puerta incluso a que se den casos de “juanitas”.

En la rueda de prensa estuvieron presentes las diputadas de Movimiento Ciudadano; Sandra Pámanes, Iraís Reyes, Tabita Ortiz, Guadalupe Guidi Kawa y Norma Benítez, así como las coordinadoras del PT y Morena, Anylú Bendición Hernández y Jessica Martínez.

Temas