Matan a golpes a presunta secuestradora y asesina de niña en Taxco

La presunta responsable fue la mamá de una de las amigas de la pequeña.

Golpean a mujer en TaxcoCréditos: X / @sukunaa696
Escrito en NACIONAL el

Taxco.- Poco tiempo después de que se descubriera el cuerpo de Camila Gómez, una niña de ocho años que había sido secuestrada y asesinada en Taxco, Guerrero, los habitantes de la comunidad lincharon a un hombre y una mujer acusados como presuntos responsables.

Tras la intervención de las fuerzas policiales para contener la violencia en masa, la pareja fue llevada para recibir atención médica. No obstante, se informó la muerte de Ana Rosa, la mujer que había sido golpeada en el suelo por los ciudadanos.

Ante la violenta golpiza, agentes de la Policía del Estado, la Municipal y la Guardia Nacional intervinieron para intentar protegerlos.

Las grabaciones del suceso evidenciaron que recibió varias patadas en la cabeza, la espalda y el torso. Además, mostraron que varias personas pisaron su cabeza y su nuca pasándole por encima.

 

Camila fue invitada a una tarde de alberca y terminó siendo asesinada en Taxco

La ciudadanía en Taxco, Guerreo, lamenta el asesinato de Camila, pequeña de ocho años de edad, que fue reportada como desaparecida tras haber acudido a una casa de una amiga, cuya madre la invitó a una tarde de alberca.

La niña salió de su domicilio el pasado miércoles 27 de marzo y tal era su felicidad que ingresó saltando a la segunda vivienda, sin embargo, ya no salió, y su familia reportó su desaparición horas más tarde.

La Fiscalía General del Estado recibió el reporte y lanzó una ficha de búsqueda sin que se obtuvieran resultados positivos, hasta que poco a poco comenzaron a salir diversas pruebas que dejaron entrever que algo negativo le había sucedido a Camila, y que detrás de ello estaba la familia que la había invitado a su casa.

Cámaras de seguridad captaron varios detalles importantes en la línea cronológica del crimen, primero, la llegada de Camila a casa de su amiga; segundo, una mujer, presunta propietaria del hogar, saliendo del mismo en compañía de un hombre que cargaba una bolsa negra en sus hombros.

Esta bolsa resguardaba el cuerpo de Camila, quien previamente, se estima, fue asesinada por la pareja en cuestión, que arrojó su cadáver a la cajuela de un taxi  en el cual partieron con rumbo hacia Zacapalco, donde finalmente fueron hallados los restos.